La práctica de la meditación es cada vez más común en la sociedad actual, y es que esta técnica de relajación propia del Japón se ha extendido por todo el mundo gracias a los muchos beneficios que aporta al organismo. Y es que esta técnica es mucho más que un arte para relajarse, la meditación es una práctica milenaria que logra mejorar el funcionamiento del cerebro,  evitando que se produzca el deterioro como consecuencia de la edad.

Estas conclusiones, obtenidas en un estudio realizado en la Universidad de California, muestran que la meditación logra fortalecer las conexiones del cerebro, lo cual da lugar a una mejora  en las señales eléctricas que se producen en las distintas regiones del cerebro ( lóbulos temporal, frontal, occipital y parietal). Las personas que practican la técnica de la meditación durante largo tiempo generan cambios en el cerebro que previenen su deterioro.
2013-08-23 09 59 57
De modo que queda más que claro que la meditación es una poderosa técnica, un ejercicio mental de relajación con un potencial tal que es capaz de modificar a gran escala la estructura del cerebro de la persona que practica dicho arte. Para la práctica de dicha técnica es indispensable la ayuda de un cojín meditación típico japonés, una manera de encontrar mucho más fácilmente la paz interior que todos llevamos dentro.

Es importante que no se trate de un cojín común de cualquier hogar, es indispensable que se trate de un cojín específico para realizar meditación, para lograr el mayor confort durante la práctica de esta técnica. Estos cojines deben estar rellenos de algodón y pueden encontrarse en distintos colores y formas (circular, rectangular o media luna). Señalar que el cojín para la meditación está pensado para ser utilizado junto al zabuton durante la reflexión o meditación.